Mitos sobre los viajes en crucero

Cada año millones de turistas emprenden un viaje en crucero. Pero no resulta nada raro que muchos de nosotros creamos algunos mitos como verdades absolutas. Para que no te pierdas de esta increíble experiencia enlisto los principales mitos sobre los viajes en crucero y la verdad detrás de ellos.

Es muy común escuchar mitos sobre los cruceros que nos quitan las ganas de un viaje de este tipo. Si es tu caso, sigue leyendo y prepárate para una experiencia de vida.

Estaré mareado todo el viaje

Si crees que pasarás todo el viaje mareado, olvida ese temor. Hoy en día los cruceros son muy estables y el mareo se ha vuelto una rareza. Para los propensos al mareo, hay muchos recursos disponibles para los aliviar los síntomas.

Los virus estomacales son muy comunes y seguro cojo uno

 Los norovirus son un grupo de virus que causan la gastroenteritis. Vacunarse contra la gripe no impedirá contraer un norovirus ya que pueden encontrarse casi en cualquier lugar donde haya mucha gente cerca.  Las escuelas y los negocios también son focos de norovirus. Para reducir las posibilidades de contraer un virus de este tipo siempre debes tomar las medidas básicas de limpieza como lavarte las manos y usar gel antibacterial.

Todos los cruceros son “todo incluido”

comida de cruceroNo todos los cruceros son “todo incluido”. Algunos de ellos mantienen un precio básico que no contempla mucho de los “extras” vitales en todo viaje, como el agua embotellada. Además, las actividades más entretenidas pueden aumentar los gastos. Sin embargo, la tarifa básica del crucero incluye habitación, alimentos, acceso a piscina y entretenimiento básico. La bebidas son un punto a cuidar bastante porque no todas están incluidas en el costo base y algunas pueden ser muy caras.

Tendré que convivir con personas y horarios que no me agradan

Anteriormente era muy común que te asignaran una hora para comer y una mesa sin posibilidad a cambios. Esto significaba que podrías encontrarte con incomodidades como tener que despertar temprano o convivir con personas poco agradables para ti. Pero esto ha cambiado considerablemente y cada vez son más los cruceros que te dan la libertad de comer a la hora que desees y puedes elegir tu mesa. Lo común es un servicio de restaurante buffet. Incluso puedes encontrar distintos tipos de alimentos pensados en dietas más variadas.

Los cruceros son ruidosos

Es imposible no encontrar un sitio tranquilo donde puedas dedicar unos minutos a leer o pasar un rato en total calma y soledad. Incluso en los cruceros de más de 3000 pasajeros, podrás encontrar un área sola. El personal de los cruceros está bien preparado para controlar el ruido y las actividades. Saben que mucha gente va con la intención de descansar y buscan dar comodidad a los viajeros.

No me gustan las playas y tampoco me gustarán los cruceros

Solemos asociar el viaje en crucero con estar todo el día en la alberca o en las playas. Pero es mucho más que eso. Un crucero es una opción económica cuando quieres visitar los principales puntos de un continente o conocer varios países sin preocuparte demasiado por el transporte o alojamiento.

Los cruceros son para “viejos”

gente y cruceros

Es cierto que podrás encontrar mucha gente adulta en los cruceros, pero no creas que su edad los limita. Todo lo contrario, suelen ser personas que viajan demasiado y tienen gran energía. Pero eso no es todo, también puedes encontrar familias completas (con hijos adolescentes y jóvenes de tu edad). Y no te olvides de los cruceros temáticos que son cada vez más comunes: para treintañeros, para solteros, para gays, etc. Puedes estar seguro de que el aburrimiento será lo último que encontrarás en un crucero.

Estos son los mitos más comunes sobre los cruceros y aunque pueden estar basado en alguna mala experiencia, no te deben limitar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.