Los fashion film, mucho más que publicidad

Los fashion film o películas de moda son un género publicitario que surgió como una alternativa con la que comunicar la moda. En una etapa en la que la publicidad busca nuevas formas con las que impactar, los fashion film han logrado establecerse como un referente apoyado por la viralidad que proporcionan las redes sociales. En este artículo, hacemos un repaso con algunos de los imprescindibles desde su aparición.

Como bien anticipa su nombre, los fashion film son breves piezas audiovisuales con una duración mayor a un spot que explotan la creación de experiencias para transmitir los valores de la marca. A pesar de que su auge es relativamente reciente, numerosas firmas se han decantado por esta opción para poder comunicar aspectos sobre su marca de una manera menos intrusiva, llegando a calar en un público objetivo que se diferencia del habitual. La facilidad para compartir su contenido a través de Internet ha provocado que sea un fenómeno ya habitual en la publicidad digital. Además, las marcas pueden distribuir los vídeos a través de sus canales oficiales para que cualquiera tenga acceso a ellos.

Características de los fashion film

Al igual que en todo género publicitario, puede haber diferencias entre unas piezas y otras, pero siempre existen algunas características compartidas. En primer lugar, cada uno cuenta una historia, es decir, gira en torno a un concepto. Termina mostrando un producto, pero no lo convierte en el hilo conductor de la historia, sino que lo integra como un elemento que dota de personalidad al universo que quieren mostrar.

Otro aspecto fundamental es que cuidan muchísimo la estética. No se puede obviar que es un género que fusiona la publicidad con el cine y la moda. Como cualquier publicidad de moda, la puesta en escena es uno de los elementos principales. En función de la marca podrá tener un estilo u otro pero siempre cuidando hasta el más mínimo detalle. La imagen, la iluminación, los tipos de planos o incluso la música seleccionados están medidos al milímetro, sin dejar lugar a la improvisación.

En sus inicios fueron las marcas de alta costura quienes comenzaron a utilizar esta manera de comunicar. Requieren de una producción bastante costosa que cualquier empresa no estaba dispuesta a asumir. Generalmente y con el objetivo de aumentar la popularidad de los films, en ellos figuraban actores y actrices conocidos por el público, o bien encargaban su realización a algún director o productor famoso, como ocurre en algunos de los ejemplos que aparecen a continuación.

Desde la aparición de los primeros hasta la actualidad ha habido una clara evolución y actualmente otro tipo de marcas se han hecho eco de la popularidad del formato para adaptarlo a otros productos que no pertenecen al mundo de la moda. Su importancia es tal, que en varios países, entre ellos España, se han creado festivales para reconocer y premiar a los mejores fashion films de la temporada, como sucede con el MFFF.

Estos son solo algunos ejemplos de los múltiples fashion film que se han producido hasta el momento. Como son piezas que beben del cine, de la publicidad, de la moda, de la fotografía y de la música, las diferencias entre ellos son abismales. Aun así, la búsqueda de la originalidad es una de sus prioridades, y siguen tratando de cumplir el objetivo de influir en los espectadores, ya sea a través del tipo de historia, de sus protagonistas, de su puesta en escena o de cualquier otro aspecto del film.

“A Therapy” – Prada (2012)

Este cortometraje de moda ha sido dirigido por Roman Polanski y está protagonizado por Helena Bonham Carter y Ben Kingsley. En todo momento van mostrando pequeños detalles de la marca pero más camuflados hasta prácticamente el final donde revelan que el verdadero protagonista del film es el abrigo de Prada.

“L’Odyssée” – Cartier (2013)

Se trata del primer fashion film de Cartier, dirigido por el francés Bruno Aveillan con motivo del 165 aniversario de la marca. En él, dan vida a uno de los iconos más emblemáticos desde la aparición de la marca: la pantera. En su viaje, muestra también aspectos de la evolución de la joyería, sin perder en ningún momento el aura de elegancia y lujo que siempre acompaña a la marca.

“The One that I want” – Chanel (2014)

Chanel es una de las marcas que más importancia han dado a este tipo de producciones, hasta el punto de que el estreno de sus films se ha convertido en un acontecimiento esperado por las principales revistas de moda. La duración de estos filmes es variable, desde menos de 50 segundos de duración hasta los más de 25 minutos. Con este corto, dirigido por Baz Luhrmann y protagonizado por la supermodelo Gisele Bündchen, reinventaron el icónico perfume de la marca “Chanel Nº5”.

“The Secret Life of Flowers” – ERDEM x H&M (2017)

Este fashion film ha sido dirigido por el cineasta Baz Luhrmann para promocionar la colección de primavera de la franquicia y tiene lugar en una misteriosa mansión de la franquicia. Esta es una muestra de que independientemente del tipo de marca se mantienen las características antes mencionadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *