35 años sin John Lennon

John Lennon fue asesinado el 8 de diciembre de 1980 en Nueva York a la puerta de su apartamento en el Edificio Dakota. Marc David Chapman, un admirador perturbado le disparó cinco tiros de los cuales cuatro le produjeron graves heridas que provocaron su fallecimiento 20 minutos después. En este artículo recordamos como fue el último día del ex Beatle.

22.45 horas del 8 de diciembre de 1980. Lennon y Yoko Ono regresaban a su apartamento en el Edificio Dakota en la Calle Oeste 72 tras permanecer toda la tarde en Los Estudios The Hit Factory en la calle 54 donde había trabajado en el tema ‘Walking on thin ice’ en Los Estudios The Hit Factory en la calle 54. El ex de Los Beatles rechazó cenar en un restaurante pues deseaba darle las buenas noches a su hijo Sean antes de que de éste se acostase.

Cuatro disparo mortales

Yoko Ono se bajó antes de la limusina tras abrirle la puerta José Perdomo, portero del edificio. Lennon la siguió unos metros después y cuando se dispuso a entrar en el pasillo con dirección a la recepción del edificio se detuvo al escuchar una voz. “Señor Lennon”, le espetó Marc Chapman, un admirador de 25 años, que aguardaba solo en el esquinazo izquierdo, el cual no vaciló en dispararle a sangre fría con un revólver  Charter Arms de calibre 38 Special. Chapman le disparó cinco veces al ex beatle antes de que se diera la vuelta. De ellos,  cuatro alcanzaron al músico.  Dos le dieron en el hombro izquierdo. Uno, le separó la arteria subclavia y la aorta, mientras los otros dos tiros le alcanzaron en la espalda a la altura del pecho lo que le produjo una perforación en el pulmón izquierdo. El quinto disparo impactó contra una de las ventanas del Edificio Dakota.

Lennon pudo andar unos metros. Llegó a subir unos peldaños antes de acceder a la entrada del Edificio Dakota. “Me han disparado” le dijo al conserje  Jay Hastings, que se quitó la chaqueta de su uniforme para cubrirle a la vez que le quitaba las gafas para segundos después llamar a la policía. Mientras, Perdomo redujo a Chapman. “¿Te das cuenta de lo que has hecho?”, le gritó. Chapman ni se inmutó. Se quitó  el abrigo y el sombrero y se sentó en la acera esperando la llegada de la policía con un ejemplar de ‘The Catcher in the Rye’ de J.D. Salinger. Así le detuvieron los agentes Steve Spiro y Peter Cullen.

Minutos después, llegó una segunda pareja. James Moran y Bill Gamble trasladaron a Lennon en su coche patrulla al Hospital Roosvelt en la Calle 59. El doctor Stephan Lynn atendió al músico y junto a su equipo  le practicaron masajes cardíacos, pero el resultado resultó inútil. A las 23.15 Lennon falleció. Había perdido más del 80 por ciento del volumen sanguíneo. El mundo se conmocionó minutos después al conocer la noticia.

Al día siguiente, Yoko Ono emitió un comunicado: “No hay ningún funeral para John. John amó y rezó por la raza humana. Por favor hagan lo mismo por él. Con cariño, Yoko y Sean”. Semanas después, la Revista Rolling Stones publicó en su portada una foto de John Lennon y Yoko Ono, cuya sesión fotográfica dirigida por Annie Leibovitz, se llevó a cabo hasta las 15.30 horas del fatídico 8 de diciembre en el apartamento del músico, unas horas antes de su asesinato. Un día que había iniciado desayunando en una cafetería próxima a su domicilio y cortándose el pelo en una barbería en la calle 72.

Chapman cumple aún la condena de cadena perpetua

Marc Chapman cumplió su objetivo de asesinar a Lennon. Un mes antes abortó su plan. Procedente de Honolulu esperó a Lennon desde el mediodía en la entrada del Edificio Chapman. De hecho, a las 17.00 horas, Lennon le firmó un autógrafo en una copia del ‘Double Fantasy’ cuando el músico salió con su mujer rumbo a los Estudios The Hit Factory.

En agosto de 1981, Chapman fue condenado a una pena de 20 años a cadena perpetua. Pese a haberse cumplido sigue en su celda en el Correccional de Attica. En ocho ocasiones le ha sido denegada la libertad condicional. La última se produjo en agosto de 2014.

Simon Pix Imagine. jpg

Imagine, el espacio en Strawberry Fields imagen by Simon Pix

Homenaje al ex beatle

Hace unos días, varios músicos tributaron un homenaje a Lennon en el Madison Square Garden. El evento fue presentado por el actor Kevin Bacon y tomaron parte en él John Fogerty, Steven Tyler, Peter Frampton, Juanes, Brandon Flowers, Sheryl Crow, Chris Stapleton, Eric Church, Aloe Blacc, Kris Kristofferson, Pat Monahan de Train, Tom Morello, Willie Nelson y The Roots que al final del concierto se unieron para cantar ‘All You Need Is Love’.

Un homenaje que se intensificará a lo largo del 8 de diciembre en Strawberry Fields, una zona de Central Park que estaba enfrente de su apartamento y que solía pasear el músico en vida con Yoko Ono y que posteriormente fue bautizada con ese nombre inspirado en la canción de los Beatles ‘Strawberry Fields Forever’. El centro neurálgico es un mosaico llamado ‘Imagine’ que suele ser llenado con flores y velas en recuerdo de Lennon y donde no faltan por sus alrededores por músicos que versionan sus temas.

Dos películas relatan el asesinato del ex beatle

Hasta 2007, el cine no llevó a la pantalla el asesinato de Lennon. El 7 de diciembre de ese año se estrenó ‘The Killing of John Lennon’, dirigida por Andrew Piddington y protagonizada por Jonas Ball como Mark David Chapman. La segunda cinta fue ‘Chapter 27’, estrenada el 28 de marzo de 2008, dirigida por J.P. Schaefer. Jared Leto hizo el papel de Chapman y un actor llamado Mark Chapman interpretó a Lennon.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.