¿Es mejor comprar una plancha o un centro de planchado?

Ya lo dijo William Shakespeare. Ser el que compre una plancha o no ser y decantarse por un centro de planchado. He ahí la cuestión.

Como es bien sabido, el segundo se diferencia de la plancha convencional en que está equipado con un generador-depósito de vapor independiente. En suma, cuenta con un depósito de agua separado de la unidad de planchado, por lo que pueden generar mucho más vapor, lo que facilita la tarea de planchado. También posibilita que tarde más en calentarse que los aparatos convencionales. Como contrapartida, su precio es más elevado.

Aún conociendo estos datos básicos, el común de los mortales se pierde cuando tiene que escoger entre uno u otro, pues los términos técnicos de cada modelo a veces resultan poco claros.

Por si sirve de ayuda, repasamos unos consejos básicos para decidirse entre comprar una plancha o un centro de planchado.

¿En qué se diferencian en la práctica las planchas de los centros de planchado?

Diferencias entre centros de planchado y planchas

El vapor permite planchar con mayor eficacia.

Planchar es una de las tareas del hogar más agotadoras, aunque de forma inexplicable existan personas que aseguran que… ¡les relaja! En fin…

El resto de las ciudadanos preferirán contar con un electrodoméstico que si bien no mitigue el horror, al menos lo haga un poco más llevadero. En principio, los centros de planchado ofrecen muchas más ventajas:

  • Al generar un chorro de vapor continuo más potente, tienen una mayor presión, así que al pasar el aparato por una arruga se alisa enseguida.
  • Esto permite ahorrar mucho tiempo, pues no hace falta pasarlo una y otra vez por el mismo sitio. Además, al contener el agua aparte, en el depósito, el electrodoméstico es más ligero y fácil de utilizar, y por supuesto el brazo acusa menos el esfuerzo.
  • A muchas personas les resulta muy útil que los centros de planchado posibiliten el uso vertical. Esto significa que sirven para corregir arrugas en pantalones y camisas delicadas, sin tener que quitarlas de la percha.
  • Al tener más agua, se puede usar mucho más, para más ropa, sin tener que recargar.
  • Ofrecen una mayor seguridad, porque requieren una temperatura menor para funcionar, por lo que se no existe riesgo de salpicaduras de vapor al rellenar el tanque.
  • Por último, conviene señalar que suelen ser tecnológicamente más avanzados, y están fabricados con mejores materiales. Como consecuencia, suelen durar más.

Trucos para decidirse

De todo lo expuesto anteriormente se deduce que los centros de planchado planchan con mayor eficacia. Nadie que los pruebe tendrá la menor duda sobre esta cuestión. Pero, ¿siempre debo decantarme por una de estas máquinas?

No necesariamente, pues siempre son mucho más caros, con unos 100 euros de diferencia por término medio. Además, ocupan muchísimo más espacio, un bien muy limitado en los modernos y reducidos pisos en los que vive el ciudadano corriente. Y no todas las prendas se admiten el vapor.

¿Merecen la pena de todas formas? Sólo para personas que tengan donde almacenarlas, y que por ejemplo dispongan de poco tiempo, pero aún así tengan que ir siempre pulcros. También para hogares en los que por regla general se deba hacer frente a una enorme cantidad de colada.

En caso contrario, se puede comprar una plancha convencional, pues aunque requieren de mayor esfuerzo, en realidad la calidad de planchado que se puede obtener es la misma.

Por si sirven de orientación, repasamos algunos modelos tanto de los mejores centros de planchado como de planchas convencionales. Si se van a comprar online, recomendamos utilizar Amazon, pues ofrece un buen servicio. Se pueden adquirir pinchando en los enlaces.

Recomendaciones de centros de planchado

Rowenta DG8520 Perfect Steam Eco. Centro de planchado, 5 bares, autonomía ilimitada, vapor continuo 120g/min, suela Microsteam 400 Láser con punta de precisión. Es un aparato ligero, cómodo, y con enorme potencia.

Ufesa PL1401 Alyso Pro. Centro Planchado muchísimo más económico, pues cuesta unos 60 euros, menos que una plancha de calidad. Aún así tiene función spray, sistema antigoteo, autoapagado y display digital, sirve para apañarse una buena temporada, y no hace ruido.

Recomendaciones de planchas tradicionales

Plancha Rowenta Pro Master. Se trata de una de las más vendidas, 2700 W, golpe de vapor 200 g/min. Suela de 400 microagujeros, doble sistema antical integrado y sistema antigoteo patentado. Es una de las mejores en cuanto a relación calidad-precio.

Bosch TDA2365. Plancha de vapor, 2200 vatios, Azul, Color blanco. Modelo muy económico, pues cuesta unos 23 euros, y que sirve para ‘ir tirando’. Ligera y trabaja muy bien con el vapor, aunque durará mucho menos que una plancha más cara si se utiliza a menudo.

Bosch TDA2365 - Plancha de vapor, 2200W, color blanco y azul

Amazon España: EUR 41,73

Amazon Reino Unido: £51.92

Amazon Estados Unidos: EUR 41,73

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.