El Parque Nacional de Doñana, paraíso natural en el sur de España y cobijo ideal para todas las aves migratorias del norte de Europa, es uno de los parajes de obligada visita para todos aquellos que amen la naturaleza y la biodiversidad. Sin duda, una apasionante aventura recorrer sus variopintos ecosistemas.

Doñana, edén del sur, se caracteriza por la presencia en el Parque Nacional de diversos ecosistemas, biotopos y especies de interesante importancia botánica y ecológica y de las numerosas especies que alberga. La marisma, el ecosistema más extenso en Doñana, cohabita con las playas, dunas móviles y corrales; el monte con sabinares, alcornocales y pinares conforman los llamados cotos; y la vera se encuentra salpicada de lagunas dispersas entre el bosque.

640px-Doñana_-_Vista_aérea

Vista aérea del Parque Nacional de Doñana – Imagen de Carlos Delgado

Los ecosistemas de Doñana: la marisma, los cotos y la vera

El más llamativo de los ecosistemas es la marisma, una llanura de 27.000 hectáreas de inmensa vida floreal y faunística. Es el más cambiante con el paso de las estaciones, tornándose de un pequeño lago en invierno a un desierto de arcilla en verano.

219px-Doñana_National_Park_from_the_river

Orilla del río Guadalquivir en el Parque Nacional de Doñana – Imagen de Technische Fred

La marisma es salobre y con continuas modificaciones en su flora. Ornamentada de almajos, bayuncos y castañuelas así como de plantas acuáticas, está habitada por liebres, roedores y zorros en verano; gansos y patos en otoño; cigüeñas, flamencos, ciervos y gamos en primavera, la temporada del año de máximo esplendor del ecosistema.

Las playas de la marisma acogen en su fondo marino diversas especies de moluscos y gasterópodos, cobijándose y revoloteando en ellas numerosas aves migratorias. Mientras que en las dunas móviles aparecen los enebrales y matorrales entre las finas arenas, que debido a los constantes vientos del sureste se desplazan a una velocidad de cinco metros al año.

Entre las sucesivas cadenas de dunas se desarrollan bosquetes de pinos, sabinas, jaguarzos y romero. La culebra, la víbora, lagartijas y tortugas de tierra campan por sus anchas coexistiendo con linces, águilas culebreras o halcones peregrinos.

Otro de los ecosistemas presentes en el Parque Nacional son los llamados cotos o zonas de matorral, siendo el más estable de todos con una fauna variadísima: palomas, perdices y urracas conviven en perfecta armonía con los jabalíes, ciervos, conejos, lirones y otros roedores que se convierten en presa fácil para el águila imperial, el milano, la lechuza o el zorro.

Mientras que el romero, las zarzas, el pino piñonero, los alcornoques, madroños y acebuches adornan el entorno, formando pequeños bosques de espesa vegetación y heterogénea composición, característico del llamado bosque mediterráneo.

198px-Linces19-1

Lince ibérico en Doñana – Imagen de Programa de Conservación Ex-situ del Lince Ibérico www.lynxexsitu.es

Y por último, la vera conforma el tercero de los ecosistemas de Doñana. Es una zona de unión entre  los cotos y la marisma. Por la vera pasa toda el agua que llega a la marisma convirtiéndose por ello en una zona con un suelo bastante fértil.

La biodiversidad de la vera es mayor que la de la otros dos ecosistemas, la marisma y los cotos. En lo que respecta a la flora se desarrolla una vegetación de pastizal y extensiones considerables de helechos; mientras que la fauna está poblada de ciervos, gamos, jabalíes, vacas, caballos conejos y perdices y predadores como el águila imperial, milanos, linces, zorros y tejones.

Accesos y excursiones al Parque Nacional de Doñana

Las 108.000 hectáreas entre parque y preparque se ubican en el suroeste de la península aledañas a la desembocadura del río Guadalquivir. La mayor parte se concentra en la provincia de Huelva aunque también se extiende por las provincias de Cádiz y Sevilla.

Los accesos al Parque Nacional son diversos. Desde Sevilla se toma la autopista A-49 hacia Huelva, se coge la salida de Bollullos Par del Condado- La Palma y, posteriormente, se toma la carretera A-483 hasta Matalascañas (en este enlace puedes comprobar precios asequibles de hoteles en esta localidad). Desde Huelva se toma la carretera A-494 hacia Matalascañas y desde allí se coge la carretera A-483 hasta El Rocío (pincha en este enlace para ver ofertas de hoteles). O desde Cádiz se llega hasta Sanlúcar de Barrameda desde Jerez de la Frontera por la A-480.

hqdefault – copia

Rutas ecuestres por Doñana – Imagen de youtube

Numerosas agencias de viajes organizan excursiones ecológicas (como por ejemplo las que se pueden ver en la página de TripAdvisor) durante todas las estaciones del año, con precios asequibles incluyendo el acompañamiento de guías especializados, tanto en rutas en 4×4 o rutas ecuestres para recorrer sus playas, dunas, bosques y marismas como en excursiones en barco por las marismas del río Guadalquivir. Desde luego, toda una aventura.

Para cualquiera de las opciones excursionistas elegida es recomendable llevar consigo prismáticos, botas de senderismo, ropa de abrigo (según la estación del año), impermeable, gorra, mochila, toalla de playa y ropa de tonos apagados.

Donana 9 Np Cnig Rv Guide Sp

Amazon España: EUR 6,65

Amazon Reino Unido: £12.99

Amazon Estados Unidos: $11.66

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *