Crítica de “Perfectos desconocidos”, de Álex de la Iglesia

Tras la interesante e irregular El Bar, llega Perfectos desconocidos, la nueva cinta de Álex de la Iglesia, este director tan personal como libre, explosivo y políticamente incorrecto y con ya una larga y sólida carrera, en la que reflexiona una vez más sobre uno de los asuntos de la condición humana que más le interesan: la oscuridad que habita en todos nosotros; la ruindad, la maldad y la miseria moral que todos tenemos en nuestro interior; el egoísmo, la violencia y la falta de miramientos en cuanto a la hora de conseguir un fin. Son temas incómodos, pero reales, y este cineasta reflexiona sobre ello en casi todas sus películas con una mezcla muy atractiva de humor, esperpento, socarronería y cierto lirismo.

Perfectos desconocidos narra la historia de un encuentro entre amigos: tres parejas y un amigo que llega sin su nueva novia, para disfrutar de una cena en el ático en el centro de Madrid de una de esas parejas. Esa misma noche tendrá lugar un eclipse en el que la luna se teñirá de rojo sangre, y la leyenda dice que esto influirá esa noche en las personas desatando cierta violencia: y es cierto que este asunto tendrá relación con lo que sucederá durante esa cena tan divertida como esclarecedora e inquietante.

Y todos los problemas comenzarán cuando a uno de ellos, tras charlar mientras disfrutan del primer plato sobre si todas las personas tienen o tenemos una vida oculta que nadie sabe y que no se debe enseñar, plantea jugar a un juego muy curioso y también peligroso: decidirán poner en el centro de la mesa todos los móviles, y leer en alto todos los mensajes que lleguen y activar el altavoz en las llamadas que se reciban para que todos lo escuchen. El juego comenzará, y las sorpresas irán llegando una tras otra.

Perfectos desconocidos: Destacables actores

El argumento es interesante, atractivo, pero hay que decir que no es original; esta cinta es un remake de una película italiana dirigida por Paolo Genovese. Es interesante porque abre la historia a muchos posibles asuntos y a incontables conflictos que se pueden plantear, como aquí sucede.

Hay que destacar de Perfectos desconocidos, por otro lado, la estupenda dirección de Álex de la Iglesia en cuanto a la planificación y en cuanto a su sabiduría a la hora de dirigir a los actores; y el maravilloso también trabajo actoral de todos ellos. Todos ellos encarnan maravillosamente a sus personajes, y hacen que estos seres de mediana edad, urbanos y perdidos cada uno a su modo, resulten cercanos, divertidos, sorprendentes y dramáticos, logrando que nos identifiquemos con ellos.

Porque ellos tienen mucha culpa en que la cinta finalmente funcione, ya que es un guion muy teatral, aunque la cinta no se resiente en ningún momento de teatralidad, y así consiguen una cinta ágil, divertida, y que además hace reflexionar sobre ciertos aspectos muy interesantes y controvertidos del ser humano, de todos nosotros.

Es un film, en definitiva, recomendable, una estupenda pequeña obra de cámara que deja buen sabor de boca tanto a los seguidores de este director como a los espectadores en general, aunque quizá no esté en el grupo de las grandes cintas de este cineasta como Las Brujas de Zugarramurdi o La comunidad, pero con el que se pasa un buen rato y provoca incontables carcajadas, y con la que también se sale del cine con la idea de que lo más recomendable sea no profundizar demasiado en los secretos de tus seres queridos y amigos, ya que te puedes llevar más de un disgusto o desilusión; y es mejor no descubrir esa cara oculta.

 

 

Año 2017. Duración: 96 min. España.

DirecciónÁlex de la Iglesia

Guion: Jorge Guerricaechevarría (Remake: Paolo Genovese, Filippo Bologna, Paolo Costella, Paola Mammini, Rolando Ravello)

Fotografía: Ángel Amorós.

RepartoBelén Rueda, Eduard Fernández, Ernesto Alterio, Juana Acosta, Eduardo Noriega,Dafne Fernández, Pepón Nieto.

 

0.0
Usuarios: 0 (0 votes)

      Etiquetas

      Sobre el autor

      Jorge Curiel

      Twitter Facebook Email

      J. D. Alonso Curiel (Valladolid, España, 1975). Licenciado en Filosofía y Letras, es escritor, profesor de literatura española y ejerce también la crítica cinematográfica y literaria en varias revistas.

      Autor del poemario “Es Mejor el Sueño”; de la novela breve “Las Guerras han Terminado” (2011); del libro de relatos eróticos “Tu Mejor Pecado” (2011); del conjunto de relatos y microrrelatos “Yo Conocí a un Hombre Satisfecho” (2012), publicados por la editorial neoyorquina Babel Books Inc. También participó con varios cuentos en el libro “Mujeres” (2011), y con un diario ficcionado en “Yo a la Crisis la Guiso y me la Como” (2012), publicados también por Babel Books Inc. En 2013 publicó, en la misma editorial, una edición del clásico de la literatura española “El Lazarillo de Tormes”, y el libro infantil “Paisaje de Risas”, escrito a cuatro manos con la escritora mexicana María Robles Echeverría.

      En 2014 participó en el libro “Caricias y Batallas” (Ed. Ágora), donde comparte textos relacionados con el tema del amor junto a los otros diez escritores que formaban el colectivo literario vallisoletano “Los Perros del Coloquio”.

      En octubre de 2015, participó con el relato de terror y misterio “El perfume de la mala muerte” en la antología de fantasía, ciencia-ficción y terror “Kalpa 2015”, publicado por Éride ediciones, junto a nueve cuentos más de otros escritores españoles.

      En mayo de 2016 publicó “Saber moverse”, un libro de relatos en la editorial Atlantis. Y en octubre salió a la venta, en la editorial Playa de Ákaba, su segundo poemario “Reflejos en el cristal cotidiano”.

      En noviembre del mismo año salió a la venta la antología de relatos “Pucela negra y criminal” (M.A.R. Editor), en la que participa con una historia criminal ambientada en un conocido barrio de la capital vallisoletana.

      En octubre de 2017 aparecerá su nuevo libro de relatos “La noche del escaparate” (Ediciones Atlantis).

      Ha resultado ganador y finalista en incontables concursos y premios.

      Deja un comentario

      Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

      Haz la operación aritmética: *