Crítica de “Avenida Cloverfield 10”, secuela espiritual de “Cloverfield”

“Avenida Cloverfield 10” es un inquietante thriller con buenas vueltas de tuerca dentro de una reclusión obligada ante un hipotético apocalipsis. Producida por J.J Abrams. Estelarizan Mary Elizabeth Winstead, John Goodman y John Gallagher Jr.

Avenida Cloverfield 10 (2016), con John Goodman

Avenida Cloverfield 10 (2016), awholecroissant tumblr

En las aras de la ciencia ficción y hasta del terror, las criaturas fantásticas resultan atrayentes objetos de interés para recrear los apocalipsis funestos en los que la humanidad se enfrenta a una posible extinción, limitada a salvar su existencia con cualquier recurso disponible. Algunas de ellas fueron creadas por los efectos de la radiación nuclear, como las hormigas gigantes en “La Humanidad en Peligro” (Them, 1954).

El clásico “King Kong” (1933) y su salida de la jungla para atemorizar Nueva York, el imaginario de Japón reflejado en la creación de “Godzilla” en 1954, el pánico desatado por una criatura desconocida en la coreana “The Host” (2006), los kaijus de Guillermo del Toro en “Titanes del Pacífico” (Pacific Rim, 2013) y el parque temático de dinosaurios recreados por el hombre con la ciencia genética mejor conocido como “Jurassic Park” han permanecido como referentes básicos de monstruos, uniéndosele “Cloverfield” (2008) con una criatura que apenas y es perceptible para la cámara de aficionados que la capta, significando el despunte del realizador J.J Abrams en el área de producción cinematográfica.

Tras el éxito de la odisea de monstruos desconocidos, el neoyorquino repiie en la silla de productor con “Avenida Cloverfield 10” (10 Cloverfield Lane, 2016), una segunda parte que a diferencia de su predecesora, se aleja de la cámara subjetiva y de la simplicidad argumental para aproximarse al thriller, a la tensión provocada por el minimalismo en su escenario y a la convivencia con sujetos desconocidos que desconfían uno del otro.

Trama de “Avenida Cloverfield 10”: El incómodo refugio ante el fin del mundo

Michelle (Mary Elizabeth Winstead) sufre un accidente de auto en la carretera después de abandonar a su novio.  Al despertar, descubre que está en un refugio habitado por Emmett (John Gallagher Jr) y Howard (John Goodman), quien afirma que el mundo está perjudicado por armas químicas y ha quedado inhabitable, además de estar preparado para una emergencia al crear una casa debajo de la tierra para sobrevivir.

Tras tensiones creadas dentro de la casa y dudas generadas por el entorno y el extraño comportamiento de Howard, la muchacha decidirá escapar del lugar, sabiente del riesgo que implica el exterior.

Crítica de “Avenida Cloverfield 10”: Un efectivo thriller sobre personalidades y monstruos

Si bien “Cloverfield”, aunque con una narrativa muy simple y un tanto vacía, destacó por sus efectos especiales y un estilo de cámara en mano que provocaba tensión en su narrativa, similar a lo logrado por “El Proyecto de la Bruja de Blair” (The Blair Witch Project, 1999), Avenida Cloverfield 10 se deslinda por completo de la gastada técnica y de la pirotecnia visual para dar prioridad al desenvolvimiento de los sucesos en una desconocida y peligrosa reclusión.

El realizador debutante Dan Trachtenberg se enfoca en la reclusión de los tres personajes y sus demonios internos, forzados en apariencia para coexistir juntos pero necesario para sobrevivir. Con una inquietud evidente a partir de su propio inicio, realiza una sutil transición en la que la momentánea calma en el miramiento a los detalles es únicamente una apariencia para desarrollar posteriores revelaciones con relación al refugio, al peligro detrás de la puerta de escape y del propietario.

El inteligente suspenso en el relato, con un guion firmado por Josh Campbell, Matthew Stuecken y Damien Chazelle, entreteje al intenso thriller de juego de preguntas y respuestas una pizca de ciencia ficción tradicional en el último tramo del relato y un efectivo terror representado en la paranoia humana. Así, construye una eficaz tensión que nunca decae, ni en su aspecto psicológico ni en el físico, enriquecido de una manera hábil por la técnica en la edición y en los encuadres que recrean el encierro que resulta el vehículo ideal para disparar las dudas e inseguridades de un habitante con respecto al otro.

John Goodman, como Howard, destaca y logra matices que le otorgan complejidad a su personaje, transitando de forma sutil desde un benévolo protector hacia un obsesivo individuo que se dedica a vigilar a sus “invitados”, intimidante al momento de tomar crudas decisiones para salvaguardar su existencia. Tanto Mary Elizabeth Winstead como John Gallagher Jr. recrean a una ingeniosa Michelle dispuesta a todo con tal de sobrevivir y a un cooperativo Emmett que perderá la ingenuidad al confrontar la realidad, respectivamente.

Si bien la resolución del relato tambalea un poco, rayando en lo absurdo, el respaldo de J.J Abrams y el talento de Dan Trachtenberg ayudan a que “Avenida Cloverfield 10” supere en ingenio y en profundidad a la odisea de monstruos desconocidos de “Cloverfield”, fungiendo como una ágil secuela espiritual que enaltece su universo, con una sólida promesa en su expansión.

Monstruoso [Blu-ray]

Amazon España: EUR 15,42

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: EUR 15,42

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.