Chamberí: la castiza “estación fantasma” del Metro de Madrid

El 17 de occartel chamberi miotubre de 1919, el rey Alfonso XIII inauguró la línea 1 del Metro de Madrid. La estación de Chamberí, una de las 8 que conformaban dicha línea, fue clausurada en 1966 y desde el año 2008 se ha convertido en un museo de acceso gratuito en el que contemplar casi un siglo de historia del suburbano madrileño.   

El barrio de Chamberí, uno de los más castizos de la ciudad de Madrid, debe su nombre a las tropas del mismísimo Napoleón Bonaparte. Allá por el año 1808, en pleno asedio de la capital, el Regimiento Chambéry del ejército francés acampó en esas tierras y después de ser derrotado y expulsado en la Guerra de la Independencia, los madrileños adoptaron el nombre francés para ese barrio.

La estación fantasma de Chamberí

La estación de Chamberí fue diseñada por el arquitecto Antonio Palacios. Estuvo en servicio hasta el año 1966, año en el cual la Compañía Metropolitana decidió ampliar el número de vagones en la línea 1 para hacer frente al creciente aumento de viajeros. Al estar sitTaquillas estación de Chamberíuada en curva y relativamente cerca de las estaciones de Iglesia y Bilbao, se decide clausurar dicha estación y, durante 40 años, se convierte en una estación fantasma, refugio de mendigos y origen de leyendas urbanas, así como de plató cinematográfico en películas como “Barrio” de Fernando León de Aranoa o” Pájaros de Papel” del productor Emilio Aragón.

De entre las leyendas urbanas (o suburbanas en este caso) referentes a esta estación más populares entre los madrileños destacan dos principalmente: aquella que cuenta que las figuras que se aprecian en las sombras, al paso de los convoyes, son los espectros de los monjes enterrados en el convento de La Merced, situado en esa zona y desaparecido durante la desamortización de Mendizábal. La otra leyenda, mucho menos creible pero más literaria y hermosa, es la que cuenta que esas figuras corresponden a personajes que dan nombre a otras estaciones del Metro de Madrid. Velázquez, Goya, Quevedo, Tirso de Molina o Rubén Darío se reúnen todas las noches en el andén de la estación en tertulias que versan sobre lo divino y lo humano, lejos del mundanal ruido de la superficie de la gran urbe. Si uno dejar volar a su imaginación, tal vez contemple a Quevedo burlándose socarronamente de Góngora (ninguna estación lleva su nombre), a Goya comentando con Velázquez la reciente muerte de la descendiente de su musa, la Duquesa de Alba, mientras Colón y Núñez de Balboa buscan en los mapas nuevas tierras que descubrir.  

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

La visita a la estación de Chamberí: un viaje en el tiempo

Los trabajos de restauración duraron 2 años y fueron realizados por los arquitectos Miguel Rodríguez  y Pau Soler. El resultado es, sencillamente, espectacular. La estación se mantiene tal y como quedó en 1966, con el mobiliario de hace casi un siglo. Taquillas, tornos, papeleras, azulejos en cerámica pintados con la publicidad de la época, auténticas joyas  que sumergen al visitante en el pasado, en un viaje a través del tiempo que embarga todos los sentidos. La visita se completa con un documental en formato audiovisual acerca de la historia del Metro de Madrid y de la propia ciudad muy interesante.

https://www.youtube.com/watch?v=uUDVkVAekvA

La magia de la visita solo se rompe con el paso veloz por las vías de los modernos trenes repletos de ciudadanos sin tiempo a fijar la imagen en el andén de la estación fantasma de Chamberí, sin conseguir atrapar en la retina nada que no sean sombras.       

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Horario de visitas

El acceso a la estación y al Museo es gratuito. El horario de visitas es: viernes de 11,00 h. a 13,00 h. y de 17,00h. a 19,00 h.

Sábados y domingos de 10,00 h. a 14,00 h.

(incluyendo festivos que coincidan con el calendario de apertura)          

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Texto que mostrará tu enlace

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.