“Blade Runner”: El sueño neo-noir de Ridley Scott

“Blade Runner” es una de las cintas más representativas de ciencia ficción por su meritorio mezcla con el misterio del cine negro, el balance entre filosofía e intriga y por reflejar la complejidad de la condición humana.

Pelicula Ridley Scott Harrison Ford

Blade Runner (1982) neillblomkamp tumblr

La especulación por el avance de la tecnología y la concepción del futuro son una de las vertientes más populares de la ciencia ficción. Juega con las posibilidades de crear la interacción del hombre con el espacio y su exploración, la existencia de alienígenas y los alcances de las invenciones humanas.

En el ámbito cinematográfico, el género alcanzó una edad dorada en la década de los cincuenta con títulos como “La invasión de los ladrones de Cuerpos” (Invasion of the Body Snatchers, 1956) y “El Día que la Tierra se detuvo” (The Day The Earth Stood Still, 1951). Posteriormente, lograría una importante resurrección, partiendo del éxito del Space Opera de “La Guerra de las Galaxias” (Star Wars, 1977) y de la interacción de humanos y extraterrestres en “Encuentros Cercanos del Tercer Tipo” (Close Encounters of The Third Kind, 1977).

Así, la década de los ochenta consolidó el interés por crear mayores especulaciones imaginarias sobre las posibilidades de creación y descubrimiento de las ciencias naturales, físicas y sociales en las utopías futurísticas. Una de las cintas más reconocibles de la ola de culto es “Blade Runner” (1982), acompañada de otros clásicos como la degradación humana en “La Mosca” (The Fly, 1986), la incursión a la realidad virtual en “Tron” (1982) o el senderismo postapocalíptico en “Mad Max 2: El Guerrero de la Carretera” (Mad Max 2, 1981).

Además de entregar suspenso y la melancolía humana, Blade Runner plantea un escenario en el que cuestiona de manera filosófica el motivo de la existencia de vida, su importancia perdurando en la actualidad.

Philip K. Dick: La base principal de “Blade Runner”

La trayectoria literaria del escritor estadounidense Philip K. Dick (1928- 1982) está integrada por temas que oscilan desde la observación política, futurista y la metafísica hasta la conciencia. Tras pasar una breve temporada en la Universidad de California en Berkeley estudiando alemán, el oriundo de Chicago laboró en 1947 como presentador en la emisora de radio KSMO y como vendedor de discos entre 1948 y 1952 antes de dedicarse de tiempo completo a la escritura.

Relacionado con las ideas socialistas, simpatizante de la poesía beat e interesado en la ciencia ficción desde su infancia, la obra de K. Dick se conformó también por la crítica al corporativismo, su interés por los efectos de la paranoia y la fragilidad de la identidad personal. Ganador del Premio Hugo por “El Hombre en el Castillo” (The Man in the High Castle, 1962), entre sus trabajos más destacados se encuentran “Los Tres Estigmas de Palmer Eldritch” (The Three Stigmata of Palmer Eldritch, 1965), la telepatía psíquica de “Ubik” (1969), el robo de identidad a una estrella de televisión en “Fluya Mis lágrimas, dijo el Policía” (Flow My Tears, The Policeman Said, 1974) y “Una Mirada a la Oscuridad” (A Scanner Darkly, 1977), distopía sobre un policía encubierto, sumido bajo los efectos de las drogas y la percepción de realidades alternas.

¿Sueñas Los Androides con Ovejas?” (Do Androids Dream of Electric Sheep?, 1966), otra de las obras más destacadas del autor, gira en torno al cuestionamiento sobre la realidad. Un cazador de recompensas vigila los androides que moran un planeta Tierra destruido por la guerra nuclear, con los humanos que la habitan propensos a enfermedades, algunos de ellos con la imposibilidad de habitar las lujosas colonias espaciales, tratándose de una observación hacia el lado oscuro de la sociedad.

A su vez, varios de los relatos de Philip K. Dick han significado diversas adaptaciones cinematográficas, entre ellos “¿Podemos recordarlo por usted al por Mayor?” (We Can Remember it For Your Wholesale, 1966), génesis de la implantación de recuerdos falsos en la memoria en “El Vengador del Futuro” (Total Recall, 1990); la predicción de asesinatos por parte de la policía en “El Informe de la Minoría” (The Minority Report, 1956) que derivó en el periplo de “Minority Report” (2002) y “La Paga” (Paycheck, 1953), inspiración para “El Pago” (Paycheck, 2003), thriller sobre un ingeniero que borra su memoria después de finalizar su trabajo con fuertes sumas de dinero.

Viviendo la mayor parte de su vida en problemas financieros que le impidieron vivir en carne propia el éxito de su trabajo, K. Dick es uno de los escritores más notables de ciencia ficción que también colocó en su obra puntos de vista sobre la naturaleza de la realidad, la identidad y los estados de conciencia.

“Blade Runner”: Los androides, el cine negro y la reflexión sobre la existencia

El terror en el espacio de “Alien” (1979) es uno de los trabajos más emblemáticos del realizador británico Ridley Scott. De manera inesperada y tras ofrecer lo que es calificada como una de las obras maestras del cine de ciencia ficción, Scott tomó la batuta de “Blade Runner” y la consolidó como una segunda importante referencia de su filmografía, además del género como tal, retomando el concepto del cazador de androides de “¿Sueñas Los Androides Con Ovejas?” de Philip K. Dick.

Deckard (Harrison Ford), un taciturno ex policía perteneciente al Departamento de Policía de Los Ángeles, se ve obligado a salir de su retiro al asignársele la investigación y cacería del peligroso Batty (Rutger Hauer), la seductora Pris (Daryl Hannah), el violento Leon (Brion James) y la bailarina exótica Zhora (Joanna Cassidy), cuatro androides que han escapado de una colonia espacial y entrando a la Tierra para perseguir un oscuro fin, capaces de superar en habilidades e inteligencia al ser humano convencional, tratándose de los eficaces modelos NEXUS 6.

El guion, escrito por Hampton Fancher y David Peoples, evoca al cine noir de los años cuarenta, con la atmósfera melancólica representada por los lánguidos días de lluvia y el curso de una investigación complicada. Las intrigas ocultas en la corporación Tyrell y en sus trabajos en Robótica es un reflejo del poder corporativista y sus fines egoístas de la modernidad, con la indiferencia de su líder, Eldon Tyrell (Joe Turkel) hacia las inquietudes de sus creaciones, unos confundidos androides que, sin importar cómo, buscarán prolongar una vida que han aprendido a valorar.

La presencia de mujeres fatales que cuestionan la mente del detective forman parte del elemento neo- noir, con la atracción física de Deckard hacia Rachel (Sean Young), una secretaria replicante con recuerdos humanos implantados en su cerebro con fines experimentales, estableciendo un nexo romántico que cuestiona la capacidad de sentir emociones. Scott resalta también los tintes reflexivos de Philip K. Dick, anómalos de encontrar en cintas similares, llevando a Deckard a replantear la necesidad instintiva del humano por prolongar la vida para experimentar la mayor cantidad de vivencias posibles y a cuestionar el motivo de la existencia humana. Mismo caso ocurre con Batty, el némesis que entrega una de las escenas más memorables tanto del género como del séptimo arte al rememorar sus vivencias más significativas al borde del fin de su corta existencia.

Inspirado en “Metrópolis” (1927), el apartado visual, adelantado a su época por presentar complejas recreaciones cyberpunk, reflejan la frialdad de una sociedad sobrepasada y consumida por el alto desarrollo de la tecnología, sustentado por el score de Vangelis. La música resalta la oscuridad de un utópico Los Ángeles, la melancolía en sus rincones, el ambiente oriental y jazzista de barrios poblados por clubes de mala muerte, el futurismo y el impacto emocional en sus personajes.

“Blade Runner” es una elegante, sobria y reflexiva confección de las coincidencias entre androides y humanos, ambos buscando un propósito existencial para existir en un mundo antipático, con sed de ambición y poder, teniendo conciencia que el tiempo sobrepasa la vida misma.

Influencia de “Blade Runner” y la esperada “Blade Runner 2049”

Pelicula Harrison Ford y Ryan Gosling

Blade Runner 2049 Depeliculatv Facebook

Si bien la oscuridad de “Blade Runner” no gozó de un éxito de taquilla en los años que fue proyectada por primera vez en las salas, opacada por la inocencia de “E.T: El Extraterrestre” (E.T The Extra-Terrestial, 1982) y el terror de John Carpenter en “La Cosa”(The Thing, 1982),  ha perdurado en la memoria cinéfila, convirtiéndose en cinta de culto. Su influencia se refleja en el estilo y forma cyberpunk del formato animado en “Ghost in the Shell” (1995) y en la violencia de “Akira” (1988), de la existencia de una realidad alterna en “Matrix” (The Matrix, 1999) y el toque noir en “Ciudad en Tinieblas” (Dark City, 1998), así como en la concepción de los videojuegos con “Deus ex” (2000) y la intriga de “Perfect Dark” (2000).

Como secuela, “Blade Runner 2049” (2017) busca expandir el universo creado por Ridley Scott, dirigida por Denis Villeneuve (La Llegada, Sicario) y estelarizada por Ryan Gosling, Jared Leto y Harrison Ford, quien rescata al personaje de Deckard. A su vez, fueron realizados cortometrajes que buscan otorgar un contexto a los sucesos previos a la trama del filme, destacando la cuidada, oscura y humana visión anime de Shinichiro Watanabe en “Blade Runner 2022 Black Out” (2017).

La sofisticación de “Blade Runner” la lleva a consolidarse como una joya que fascina a propios y extraños por su revolución audiovisual y por el profundo mensaje de la importancia de los recuerdos y la trascendencia personal.

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Amazon España: -

Amazon Reino Unido: -

Amazon Estados Unidos: -

Resumen del artículo (Obligatorio)
Título (Obligatorio)
“Blade Runner”: El sueño neo-noir de Ridley Scott
Breve descripción (Obligatorio)
"Blade Runner", de Ridley Scott, es una cinta sci-fi de culto trascendente por la reflexión sobre la condición humana y el tinte de cine noir.
Autor (Obligatorio)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.