Crítica de “Altamira”, con Antonio Banderas

    Intérpretes de Atapuerca: Antonio Banderas, Rupert Everett, Allegra Allen.

    Guión: Olivia Hetreed y José Luis López-Linares.

    Foto: José Luis Alcaine.

    Música: Mark Knopfler y Evelyn Glennie.

    Director: Hugh Hudson.

    Duración: 97 minutos.

    La historia real del descubridor en 1879 de las célebres y tan importantes y decisivas pinturas rupestres de Atapuerca se merecía una película, sin duda. Una película que sirviera de homenaje y de altavoz a Marcelino Sanz de Sautuola, un espeleólogo aficionado, un hombre comprometido con la verdad y con la auténtica Ciencia. La verdadera Ciencia que enaltece el trabajo, el esmero, el sacrificio, la humildad y la honradez.

    Como a muchos otros, a Marcelino Sanz -que fue el bisabuelo del archiconocido banquero Emilio Botín- la Ciencia establecida y cerrada le negó la autenticidad de su descubrimiento, acusándole de haber pintado él mismo esas pinturas, y asegurando que anterior a Eva y Adán nadie podía haber realizado aquellos frescos de bisontes y de otros animales. La historia de la humanidad estaba ya datada con el Génesis bíblico y todo lo que se saliera de ahí, era perder el tiempo y, lo que era más grave, atentar contra el dios cristiano y creador de todo lo conocido.

    Atapuerca: Un ejemplo de hombre valiente

    Marcelino Sanz, a partir de su descubrimiento, vivió en un infierno de incomprensión y de fanatismo tanto religioso como científico, y poco a poco esto fue acabando con él. Le llamaban loco, estafador, le discriminaron en todos los aspectos y de todas las formas posibles, y lo peor es que a su familia le tocó vivir también esta lamentable situación. Unos pocos años después de su muerte, la Ciencia le reconocería la valía de su descubrimiento, de unas pinturas que, como él bien aseguraba, eran prehistóricas y tenían más de 10.000 años, aunque se quedó corto, y la datación es de más de 35.000.

    Tipos tan sinceros y visionarios y valientes como él han hecho que nuestro mundo haya avanzado a pesar de los obstáculos y de la incomprensión. A raíz de su descubrimiento casual, y de otras cuevas con pinturas en Francia poco después, se dio un paso importante, se avanzó en el conocimiento de la evolución de nuestra especie, de dónde venimos, un tema tan crucial.

    Atapuerca es una estupenda oportunidad de ver buen cine, rodado con solvencia y honradez, y de mirarnos en el espejo, asunto que siempre es necesario.

    Un buen film Atapuerca. Una película que cuenta la historia de un valiente y apasionado buscador de la verdad que no se detuvo ante la intolerancia.

Etiquetas

Sobre el autor

Jorge Curiel

Twitter Facebook Email

Jorge D. Alonso Curiel (Valladolid, España, 1975). Licenciado en Filosofía y Letras, es escritor, profesor de literatura española y ejerce también la crítica cinematográfica y literaria en varias revistas.Autor del poemario "Es Mejor el Sueño"; de la novela breve "Las Guerras han Terminado" (2011); del libro de relatos eróticos "Tu Mejor Pecado" (2011); del conjunto de relatos y microrrelatos "Yo Conocí a un Hombre Satisfecho" (2012), publicados por la editorial neoyorquina Babel Books Inc. También participó con varios cuentos en el libro "Mujeres" (2011), y con un diario ficcionado en "Yo a la Crisis la Guiso y me la Como" (2012), publicados también por Babel Books Inc. En 2013 publicó, en la misma editorial, una edición del clásico de la literatura española "El Lazarillo de Tormes", y el libro infantil "Paisaje de Risas", escrito a cuatro manos con la escritora mexicana María Robles Echeverría.En 2014 participó en el libro “Caricias y Batallas” (Ed. Ágora), donde comparte textos relacionados con el tema del amor junto a los otros diez escritores que formaban el colectivo literario vallisoletano “Los Perros del Coloquio”.En octubre de 2015, participó con el relato de terror y misterio “El perfume de la mala muerte” en la antología de fantasía, ciencia-ficción y terror “Kalpa 2015”, publicado por Éride ediciones, junto a nueve cuentos más de otros escritores españoles.En mayo de 2016 publicó "Saber moverse", un libro de relatos en la editorial Atlantis. Y en octubre salió a la venta, en la editorial Playa de Ákaba, su segundo poemario "Reflejos en el cristal cotidiano".En noviembre del mismo año salió a la venta la antología de relatos "Pucela negra y criminal" (M.A.R. Editor), en la que participa con una historia criminal ambientada en un conocido barrio de la capital vallisoletana.En octubre de 2017 publicó su libro de relatos "La noche del escaparate" (Ediciones Atlantis).En 2018 participó en la antología "Castilla, puerta de la Historia" (MAR Editor); y en septiembre del mismo año apareció el libro de relatos "Media hora" (Apache Libros).Durante 2019 participó en dos antologías solidarias: "Equilibrar los tiempos" (TarQus), y en "Ella" (Ayuntamiento de Valladolid).En 2020, Ediciones Vitruvio publicará su tercer poemario "Las Manos del Sueño".Ha resultado ganador y finalista en incontables concursos y premios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Haz la operación aritmética: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.